¿Cómo las agencias de PR han cambiado al mundo?

17 Shares

Texto de Yael Urrutia, ejecutivo de cuenta en Cuadrante Estrategia y Comunicación

¿Te has preguntado alguna vez en qué momento una campaña publicitaria se convirtió en noticia, cómo es que Trump logró montar una campaña política tan exitosa o por qué hay marcas que simplemente nos ‘caen bien’? Todo esto es el resultado de estrategias de relaciones públicas exitosas.

Ya se ha hablado en entradas anteriores de este blog sobre las dificultades que atravesamos en el campo de las relaciones públicas a la hora de definir nuestra actividad, desde asesorías de imagen, resolución de crisis o la creación y envío de boletines. Definirlas puede resultar complicado. Igual de confuso resulta trazar una línea real sobre su historia, aún hoy, con cientos de antecedentes al respecto, no existe un entendimiento claro sobre el momento en que las relaciones públicas se convirtieron en una profesión.

A pesar de esto, el impacto de las relaciones públicas es muy sencillo de ver: está en todos lados, siempre ha sido así. Y es que, desde la construcción de grandes monumentos que reflejaran la grandeza de un soberano hasta las distintas actividades de propaganda a lo largo de la historia, apelar a la persuasión y a la promoción de imagen para influir en la opinión pública es una actividad mucho más vieja de lo que cualquiera de nosotros podríamos imaginar.

La habilidad de poder contar la historia adecuada y llegar con ella a las personas correctas es tan importante que estaba destinada a profesionalizarse eventualmente. Hoy las relaciones públicas son una industria multimillonaria que podría alcanzar hasta 19 mil 300 millones de dólares en ingresos para 2020 de acuerdo con Statista y que ha tenido un crecimiento promedio de 30% en los últimos cinco años[1].

Su influencia actual en los medios se refleja en la creciente colaboración entre agencias, organizaciones y medios para generar piezas de comunicación que resulten relevantes para todos. Las relaciones públicas alimentan de información a los medios de comunicación, que a su vez alimentan y encauzan la conversación pública.

Esto puede parecer suficiente para aquellos que miran a las relaciones públicas como una herramienta de publicidad y protagonismo ‘gratuita’, sin embargo, es importante recordar que este tipo de exposición es sólo una pieza del rompecabezas en una estrategia integral de comunicación, y por si sola no llevará a un cliente muy lejos.

Hay que considerar que la generación de contenido no está limitada a un boletín o una entrevista: las relaciones públicas también han cambiado la forma en que una organización o persona interactúa con la opinión pública. Mantener la comunicación con el público objetivo es vital tanto para generar una conversación positiva como para contener una crisis de manera efectiva.

Este tema no es menor en la actualidad, donde la información viaja más rápido que nunca y el targeteo de información se ha vuelto sumamente especializado, al grado que hoy hay estudios donde podemos conocer cuál es la galleta favorita de una generación entera.[2]

En este sentido, es importante tomar en cuenta que la forma en que las personas consumimos contenido está cambiando. Nuestro consumo de estímulos informativos ha aumentado y nuestros periodos de atención se han reducido. La narrativa digital es el futuro de la comunicación y los influencers son ya una forma clave de marketing y comunicación. Esto ha obligado a las agencias de relaciones públicas a cambiar no sólo sus métodos de trabajo y generación de contenido, sino a replantear los servicios que ofrecen a sus clientes. Quizá actualmente la pregunta que deberíamos hacernos es: ¿Cómo el mundo cambiará a las agencias de PR?

 

[1] https://annenberg.usc.edu/sites/default/files/KOS_2017_GCR_Final.pdf
[2] https://www.thinkwithgoogle.com/interactive-report/gen-z-a-look-inside-its-mobile-first-mindset/#dive-deeper

 

El contenido mostrado es responsabilidad del autor y no necesariamente refleja el punto de vista de Cuadrante Estrategia y Comunicación.
17 Shares

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Top